Las plantas del Muro de las Lamentaciones

Entre los  pequeños resquicios de los imponentes sillares de piedra con que fue construido el Muro de las Lamentaciones -el Kotel Ha´Maraavi- crecen ,desde siempre, como de forma milagrosa,  hasta seis diferentes tipos de plantas y arbustos.

Una de ellas, el tsaláf -alcaparra- quizás la más famosa, acaso la más  vistosa, es legendaria:

El Muro de los Lamentos, dicen, toma ese nombre del odio y el lamento que provocó el  Emperador romano que destruyó el Templo, Tito. Dejó en pie esta parte de las murallas del Templo, dicen,  como advertencia de las lamentaciones que habría de sufrir quien osara desafiar el tremebundo y despótico  poder de Roma. Pero la leyenda cuenta otra cosa distinta: cuando fue a destruirlo,  desde la misma muralla se lanzaban flechas con el ánimo de impedirlo; los legionarios romanos que asediaban tan importante Muro, entraron desde atrás, desde le interior del Har Ha´bait,  y dieron con el que valiente arquero.  Los soldados romanos estaban asombrados: Era un niño;  se llamaba Tsaláf. Pero aún más  estupefactos quedaron los legionarios cuando al ir a apresarle y asesinarle se convirtió, de pronto,  en una mata de alcaparra; quizás de ahí su amargo sabor avinagrado. Por supuesto, hoy , en hebreo, tsaláf , tslafím, significa alcaparra.

Capers & Doves on the Kotel

Otra de las plantas que crece en El Muro es el Shikarón, vegetal  cuyo nombre tiene la misma raíz  hebrea que la palabra borrachera, embriaguez, shikor…. El Henbane, como se conoce en el mundo occidental -beleño para quien quiera conocer su traducción  en español- es tremendamente venenosa y narcótica, maloliente hasta lo hediondo…Fue profusamente usada en la antigüedad, especialmente en el medioevo, como componente de los filtros de amor y hasta como remedio de los delirium tremens. En dosis adecuadas, sin embargo,  es un gran alivio contra el insomnio.

Otra de las más comúnes plantas del Kotel es  el Fagnalón saxatile; saxatile quiere decir, en latín,  que se abre paso entre los roquedales donde suele crecer, como si amara el mundo calcáreo para ser, como en el Monte Carmelo, donde crece por doquier. Es un tipo de manzanilla y surte los mismos efectos digestivos, sedantes y dieuréticos que todas las manzanillas.

Los nombres de las otras tres plantas son Podosnoma, Escamas de Dragón y la Cola de Caballo, una  de las plantas más usadas en todas las recetas de medicina vegetal desde los griegos, que la adoraban por su poder cicatrizante, su cualidad de lijar sin lastimar las maderas nobles -como el cedro del Templo, sin duda alguna, fue bruñido para esplendor de lo que acabó en destrucción.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s